LA CUARTA REVOLUCION INDUSTRIAL

La Cuarta Revolución Industrial (o Industria 4.0) es la automatización continua de las prácticas industriales y de fabricación tradicionales, utilizando tecnología inteligente moderna. La comunicación de máquina a máquina a gran escala (M2M) y el Internet de las cosas (IoT) están integrados para una mayor automatización, una mejor comunicación y autocontrol, y la producción de máquinas inteligentes que pueden analizar y diagnosticar problemas sin la necesidad de intervención humana.

Hay cuatro principios de diseño identificados como parte integral de la Industria 4.0:

Interconexión: la capacidad de las máquinas, los dispositivos, los sensores y las personas para conectarse y comunicarse entre sí a través de Internet de las cosas o Internet de las personas (IoP)

Transparencia de la información: la transparencia que ofrece la tecnología de Industria 4.0 proporciona a los operadores información completa para tomar decisiones. La interconectividad permite a los operadores recopilar grandes cantidades de datos e información de todos los puntos del proceso de fabricación, identificar áreas clave que pueden beneficiarse de la mejora para aumentar la funcionalidad.

Asistencia técnica: la facilidad tecnológica de los sistemas para ayudar a los seres humanos en la toma de decisiones y la resolución de problemas, y la capacidad de ayudar a los seres humanos con tareas difíciles o inseguras.

Decisiones descentralizadas: la capacidad de los sistemas cibernéticos fisicos para tomar decisiones por sí mismos y realizar sus tareas de la manera más autónoma posible. Solo en el caso de excepciones, interferencias o objetivos en conflicto, las tareas se delegan a un nivel superior.

La Cuarta Revolución Industrial consta de muchos componentes, que incluyen:

Dispositivos móviles• Plataformas de Internet de las cosas (IoT)• Tecnologías de detección de ubicación (identificación electrónica)

Interfaces hombre-máquina avanzadas

Autenticación y detección de fraudes

Sensores inteligentes

Grandes analíticas y procesos avanzados

Interacción con el cliente de varios niveles y elaboración de perfiles del cliente

Realidad aumentada / wearables

Disponibilidad bajo demanda de recursos del sistema informático

Visualización de datos y capacitación “en vivo” activada.

Principalmente, estas tecnologías se pueden resumir en cuatro componentes principales, que definen el término “Industria 4.0” o “fábrica inteligente”:

Sistemas cibernéticos fisicos

Internet de las cosas (IoT)

Disponibilidad bajo demanda de recursos del sistema informático

Computación cognitiva

La Industria 4.0 conecta una amplia gama de nuevas tecnologías para crear valor. Usando sistemas cibernéticos  que monitorean los procesos físicos, se puede diseñar una copia virtual del mundo físico. Las características de los sistemas ciberneticos incluyen la capacidad de tomar decisiones descentralizadas de forma independiente, alcanzando un alto grado de autonomía. •

El valor creado en Industrie 4.0, se puede confiar en la identificación electrónica, en la que la fabricación inteligente requiere que se incorporen tecnologías establecidas en el  proceso de fabricación se clasificará así como en la ruta de desarrollo de Industrie 4.0 y ya no de una simple digtalizacion, como se acostumbra actualmente

 [

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *